¿Cómo preparar la infusión?

Las infusiones es el mejor remedio para combatir los días de frío. Además, se preparan en muy poquito tiempo y puedes disfrutar de una rica infusión en cualquier lugar.
En mi caso suelo prepararlas por la noche y al da siguiente me la llevo en un termo, de esta manera puedo calentarme con esta rica bebida en cualquier lugar.

Ingredientes

2 ramitas de romero de unos 15 cm aprox
3 rodajas de Jengibre
Agua
Miel o edulcorante (al gusto)infusión jengibre

Elaboración

Paso 1: Poner a hervir 1/2 litro de agua en un cazo. Ten en cuenta que se evaporará algo de agua durante el tiempo en que tarda en romper a hervir, por lo tanto, yo le añado medio vaso más.

Paso 2: Cuando arranque a hervir añade la planta aromática y el Jengibre.

Paso 3: Deja hervir durante 5min y retira del fuego.

Paso 4: Tápalo con un trapo de cocina o la tapa de la olla para que acabe de hacerse. Con esto conseguirás que el aroma del Romero y Jengibre salgan y potencien el sabor de la infusión.

Paso 5: Usa un colador pequeño y cuela el líquido. Verás que el agua se ha teñido de color amarillo claro y huele riquísimo.

¡Tu infusión está lista para servir!

Además, ayuda a prevenir los resfriados ya que estas plantas son antinflamatorias. El Jengibre es ideal para combatir la afonía, notarás que pica un poquito. Tranquilo, es un picor agradable, propio de esta raíz. Y su aroma es cítrico, atrévete a descubrir este exótico ingrediente.

Mi consejo:

Puedes endulzarla con cualquier tipo edulcorante, normalmente lo suelo servir con miel y no hay nadie que se resista. Sino siempre te queda azúcar o azúcar moreno. También está muy de moda la sacarina, o la estebia, pero esta última le da un sabor diferente y muy peculiar a la infusión de romero y jengibre.

No hay comentarios

Dejar respuesta